“Me bloqueo cuando hablo delante de mi jefe.”. Este es uno de los miedos más comunes a la hora de hablar en público. A veces el miedo es una fantasía, en el sentido de que nunca ha ocurrido. Sin embargo, existen los casos en los que el miedo es fundado, porque está basado en una vivencia que queda grabada en la piel. Es una situación muy incómoda, porque al momento de quedarse en blanco hay que sumar las reacciones fisiológicas que aparecen, sequedad de boca, palpitaciones o sudoración general y las emociones que surgen como consecuencia de este hecho: vergüenza, miedo, rabia, impotencia, etcétera. Así que si tu caso es “me bloqueo cuando hablo delante de mi jefe”, quizás te interese leer este artículo donde doy una serie de recomendaciones para reducir el riesgo a que eso ocurra.

El estrés de quedarte en blanco

El hecho de bloquearte o quedarte en blanco tiene una explicación fisiológica. Esta información es importante, ya que al tratarse de una reacción física se puede gestionar. Hay  veces que al escuchar la expresión “me quedo en blanco”, me da la sensación de que la persona se siente víctima de un vudú o un ritual esotérico ajena a ella y contra lo que nada puede hacer. Si trabajamos el hecho de quedarse en blanco con coaching wingwave, descubriremos que, descartando cualquier causa física, probablemente, detrás de esa incomunicación haya una emoción bloqueada que se activa en ese momento de pérdida temporal de memoria, generando un estrés generalizado. El catalizador de esa reacción puede ser un factor externo, no identificado, que despierta ese estado interno de alerta. Como no sabes cuál es el origen, no puedes evitarlo. Y, aunque conscientemente percibas que el entorno en el que te encuentras es seguro, tu cuerpo, por su cuenta y riesgo y sin avisar, se prepara para el peligro, orientando tu actividad vital para un confrontamiento, por lo que asuntos como dar una charla o presentar un producto quedan relegados a la categoría de secundarios, por lo tanto, ahora no es el momento de hablar, ahora es el momento de luchar.

¿Qué hacer cuando me bloqueo delante de mi jefe

Si te has quedado en blanco alguna vez por motivos de estrés, estarás conmigo en que es una situación muy embarazosa. Casualmente, los momentos similares que han traído mis clientes a los entrenamientos en oratoria Viventi han estado relacionados con momentos de su área profesional en los que estaba presente alguna figura de autoridad, que, a veces, intensifica la  presión que se siente en ese momento. Aparecen creencias irracionales relacionadas con tu capacidad y con las intenciones de tu superior. Pensamientos del tipo “seguro que hoy se me olvida algo”, o,  “mi contrato vence en dos semanas, lo tengo que hacer muy bien para que me renueven”.

Si estás en mitad de una presentación y, sin motivo aparente, percibes que pierdes el hilo de tu discurso, lo mejor es hacer una pausa y beber agua. Aprovecha esa pausa para reubicarte: dónde estás; recordar tu objetivo, para qué estas ahí, reordenar tus ideas y retomar tu charla con tranquilidad.

¿Qué hacer para no quedarme en blanco?

Uno de los remedios para no quedarte en blanco es preparar bien tu puesta en escena. Porque al preparar tu puesta en escena vas a obtener estas ventajas directas:

  • Recordar el argumento de tu discurso. Esto te permitirá ser flexible con aquello que estás contando, teniendo en cuenta lo importante y lo prescindible. Siempre transmites más hablando mirando a tu público que mirando a tu papel.
  • Interpretación atractiva. Si preparas tu cuerpo para la ocasión, se convertirá en un buen aliado para dar fuerza y vida a tu puesta en escena. Cuando la comunicación verbal y no verbal son coherentes tu comunicación es mucho más eficaz.
  • Prueba de equipo. Si vas a utilizar equipo de cualquier tipo, audiovisual, iluminación, o cualquier otro recurso como una pizarra, prueba antes su funcionamiento y su ubicación. Los problemas del directo se entienden, los fallos por falta de preparación, distraen.

Espero que este artículo te haya resultado útil. Y si quieres conocer en primera persona en qué consiste nuestro Entrenamiento en oratoria o nuestra Formación de portavoces, puedes ponerte en contacto con nosotros en info@viventi.es. Te esperamos